CIRUGÍA PLÁSTICA

Implantes de mamarios

El implante de mama es una prótesis usada en cirugía estética para aumentar el tamaño de las mamas (lo que se conoce como aumento de pecho o mamoplastia de aumento).
Existen diversos tipos de implantes en formas y texturas, el material de relleno disponibles:
Principalmente los implantes suelen ser de dos formas:
• Redondos Colocados verticalmente tienen la misma anchura tanto en la parte superior como en la inferior.
• Anatómicos Con forma de gota, es decir más anchos en la base. Se idearon para que proporcionaran un aspecto más natural ya que en cierto modo imitan la forma del pecho no operado.

Levantamiento de mamas

El envejecimiento, los embarazos y la pérdida de peso pueden tener un impacto negativo en la apariencia de los senos. Estos son solo algunos factores que causan que los senos pierdan elasticidad, se ablanden e incluso que pierdan volumen.
Algunas mujeres mujeres eligen combinar su procedimiento de levantamiento con la colocación de implantes para aumentar aún más los resultados.

Reducción de mamas

La reducción de mamas o mamoplastia de reducción es un procedimiento quirúrgico para disminuir el tamaño de las mamas, mediante la extirpación de grasa, tejido mamario y piel, haciéndolas más pequeñas, ligeras y firmes. Además puede reducir el tamaño de la areola. Las mujeres con mamas grandes pueden presentar algunos problemas debidos a este exceso de peso, como el dolor de espalda y de cuello, así como irritaciones de la piel debajo de la mama

Lipoescultura

Consiste en la modelación del contorno corporal que se realiza mediante la lipoaspiración, liposucción o lipoescultura.
Esta técnica consiste en la extracción de tejido graso, sin resección de piel, mediante cánulas finas que se introducen por incisiones muy pequeñas.
Existen diversos tipos para realizar este procedimiento:
Convencional, en la que las cánulas, luego de contactar el tejido graso, proceden a extraerlo mediante presión negativa y la asistida por láser, en las que se produce una licuefacción de la grasa así como también produce una mayor retracción de la piel potencializando el resultado.
Las regiones del cuerpo que se pueden tratar con este método son:
abdomen, caderas, cara externa de muslos, cara interna de muslos, rodillas, tobillos, espalda, cuello y brazos.

Abdominoplastía.

Abdominoplastia es un procedimiento quirúrgico de reconstrucción de la pared abdominal, que consta de eliminación del exceso de piel, del exceso de grasa y la tensión de los músculos de la pared abdominal con el objetivo final de remodelar el abdomen, la cintura y la forma del tronco del cuerpo, en ocasiones se realiza este procedimiento con una lipoaspiración para lograr una mejor definición del contorno.

Braquiplastía

La braquiplastia es una intervención destinada a tratar la flacidez y el exceso de grasa de la cara interna de los brazos. Con el paso de los años o tras haber perdido mucho peso, la piel de los brazos puede dar un aspecto de flacidez. Cuando ésta es pronunciada no existe ningún tratamiento que sea eficaz salvo la cirugía.

Remodelación de glúteos

La remodelación de glúteos consiste en la realización de uno o varios tratamientos combinados entre sí: Liposucción o lipoescultura de las zonas periféricas con o sin lipotransferencia de la grasa extraída de otras zonas para ser infiltradas a la región glútea.

Reconstrucción mamaria

Hoy en día, el cáncer de mama sigue siendo el tipo de tumor más habitual entre las mujeres de nuestra sociedad. Además de ser una terrible enfermedad, su tratamiento conlleva con frecuencia la mastectomía o extirpación de la mama, con la consecuente pérdida de un seno para la mujer que la padece. La reconstrucción mamaria es un paso esencial hacia la normalidad. No sólo restituye un órgano perdido, sino que ayuda a recobrar la feminidad, la propia imagen, el equilibrio psicológico y contribuye a atenuar la conmoción que supuso la lucha contra el cáncer.